Desmantelada banda juvenil implicada en peleas con navajas en Aljarafe y Feria de Sevilla.

Desmantelada banda juvenil implicada en peleas con navajas en Aljarafe y Feria de Sevilla.

La Guardia Civil ha llevado a cabo la operación 'Macana', en la que se ha detenido a dos personas e investigado a otras seis, la mayoría menores de edad, pertenecientes a la banda juvenil violenta Blood. Estos individuos son sospechosos de cometer delitos como pertenencia a organización criminal, amenazas, coacciones, lesiones y la inducción a la comisión de otros delitos. Durante la operación se han realizado dos registros domiciliarios en los que se han encontrado armas blancas, vestimenta, simbología y documentación relacionada con la banda, así como objetos ilícitos y material informático.

La investigación comenzó cuando la Guardia Civil recibió información sobre una serie de agresiones y enfrentamientos violentos protagonizados por jóvenes y menores de edad que se identificaban como miembros de bandas rivales. Gran parte de estas peleas tenían lugar durante eventos lúdicos en diferentes localidades y utilizaban armas blancas como navajas y punzones. Uno de los líderes de la banda Blood, que viajaba frecuentemente a Madrid, recibió el encargo de formar un nuevo bloque en la provincia de Sevilla y reclutar nuevos miembros.

La banda se centraba en captar adolescentes vulnerables en centros educativos, lugares de reunión para jóvenes y a través de redes sociales. Para ingresar en la banda, los aspirantes debían superar pruebas que incluían agresiones a otros adolescentes, recibir castigos físicos y cometer delitos como robos o hurtos. Una vez aceptados, los miembros tenían que cumplir órdenes y normas impuestas por la organización y enfrentarse a posibles castigos físicos si las incumplían.

Además, abandonar la banda sin el consentimiento del líder era muy difícil y estaba penado, llegando a amenazar a los desertores y a sus familiares. Para financiarse, los miembros eran obligados a vender drogas y a cometer robos. La actividad de la banda en redes sociales era alta, utilizándolas para dar instrucciones, captar miembros y presumir de sus actos violentos y armas.

La operación ha sido llevada a cabo por la Guardia Civil de Sevilla, con el apoyo de especialistas informáticos, el Grupo de Reserva y Seguridad Número 6 de León y la Usecic de Madrid, así como el Servicio Cinológico. La investigación ha sido coordinada por la Fiscalía de Menores de Sevilla y el Juzgado de Menores Número 2 de Sevilla ha decretado el internamiento de los detenidos en un centro de menores.

Tags

Categoría

Sevilla