El Gobierno continúa permitiendo el uso de El Cabril en Córdoba como depósito de desechos procedentes del cierre de centrales.

El Gobierno continúa permitiendo el uso de El Cabril en Córdoba como depósito de desechos procedentes del cierre de centrales.

CÓRDOBA/MADRID, 27 Dic. - El Consejo de Ministros ha aprobado este miércoles el Séptimo Plan General de Residuos Radiactivos (PGRR), presentado por el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (Miteco), que establece un calendario de cierre de centrales nucleares entre 2027 y 2035. Además, se prevé que los residuos de media, baja y muy baja actividad derivados del desmantelamiento de estas centrales sean almacenados en el centro de El Cabril, ubicado en Hornachuelos (Córdoba).

El nuevo PGRR garantiza la continuidad de operaciones en el centro de El Cabril para el almacenamiento de residuos de media, baja y muy baja actividad, hasta finalizar el desmantelamiento de las centrales, tal como se había planeado en el sexto plan.

El Séptimo Plan establece la política del Gobierno en relación a la gestión de los residuos radiactivos, incluyendo el combustible nuclear gastado, así como el desmantelamiento y clausura de las instalaciones nucleares. El plan anterior preveía la desaparición de estas instalaciones entre 2021 y 2028, pero ahora se ha ampliado el plazo, extendiéndolo hasta 2027 y 2035.

También se contempla el inicio del desmantelamiento de las centrales nucleares tres años después de su cese definitivo de operación. En este contexto, el plan prevé la continuidad de operaciones en el centro de El Cabril para el almacenamiento de residuos de media, baja y muy baja actividad, hasta finalizar el desmantelamiento de las centrales, como ya se había planificado en el sexto plan.

En cuanto a los residuos de alta actividad y el combustible gastado de las centrales, el séptimo plan mantiene que su almacenamiento no ocurrirá en El Cabril. Sin embargo, la novedad es que el plan descarta definitivamente la construcción del Almacén Temporal Centralizado (ATC), que se había considerado anteriormente. En su lugar, se propone la implementación de siete Almacenes Temporales Descentralizados (ATD) en los emplazamientos de las centrales nucleares, para el combustible gastado y los residuos de alta actividad.

Finalmente, estos residuos serían almacenados en un Almacén Geológico Profundo (AGP), cuya construcción se contempla en el nuevo plan. Según el Ministerio, esta solución técnica ya estaba prevista en el sexto plan de residuos.

Tags

Categoría

Andalucía