El veto de las comunidades a los pisos turísticos: ¿Un efecto dominó en la gestión de fincas?

El veto de las comunidades a los pisos turísticos: ¿Un efecto dominó en la gestión de fincas?

El Consejo Andaluz de Colegios de Administradores de Fincas (Cafincas) ha alertado sobre el posible "efecto dominó" que podría surgir a raíz del veto a los pisos turísticos por parte de las comunidades de vecinos. Esto viene después de la sentencia del Tribunal Supremo que respalda a dos comunidades cuyos estatutos prohíben expresamente el uso de viviendas con fines económicos.

El Tribunal Supremo ha determinado que el alquiler de viviendas con fines turísticos es una actividad económica, lo cual da la razón a dos comunidades de vecinos, una en San Sebastián y otra en Oviedo, según ha informado Cafincas en un comunicado.

En ambas sentencias, la Sala de lo Civil ha dejado claro que no se está aplicando la nueva normativa de la Ley de Propiedad Horizontal, la cual establece que cualquier acuerdo para limitar o condicionar la actividad de alquiler turístico requiere el apoyo de al menos tres quintas partes de los propietarios. Actualmente se está analizando si los estatutos de la comunidad contienen una prohibición específica de uso turístico.

En una reunión celebrada en Sevilla, el pleno del Consejo Andaluz, en presencia de los presidentes de los ocho colegios territoriales de Administradores de Fincas Colegiados, ha analizado esta situación y ha llegado a la conclusión de que estas sentencias podrían sentar un precedente y "servir como modelo" para otras comunidades de vecinos que han estado solicitando durante años una regulación específica para el alquiler turístico, especialmente en provincias como Sevilla, Málaga y Granada donde hay una mayor cantidad de estos pisos.

El presidente de Cafincas, José Feria, ha afirmado que "lo que el Tribunal Supremo viene a decir es que el alquiler de una vivienda con fines turísticos puede ser considerado una actividad económica según las prohibiciones estatutarias". Feria también añadió que "algunos estatutos, especialmente los de edificios antiguos, prohíben expresamente que las viviendas sean utilizadas para actividades económicas, vetando así el uso turístico del inmueble. Esta sentencia deja claro la consideración de actividad económica y/o comercial de aquellas viviendas que se utilicen con fines turísticos".

La regulación de los pisos turísticos es uno de los principales desafíos a los que se enfrentan los administradores de fincas en estos últimos años. "Las comunidades de propietarios solicitan una regulación que organice esta actividad y que facilite la resolución de los problemas de convivencia que puedan surgir debido a las viviendas de uso turístico. En este sentido, está claro que sentencias como las de San Sebastián y Oviedo permiten prohibir aquellos pisos destinados a uso turístico cuando los Estatutos así lo prohíban expresamente", concluyó Feria.

Tags

Categoría

Andalucía