La aprobación del Presupuesto de 2024 supera el bloqueo de PP-A y Vox al rechazar las enmiendas de los grupos de izquierda

La aprobación del Presupuesto de 2024 supera el bloqueo de PP-A y Vox al rechazar las enmiendas de los grupos de izquierda

SEVILLA, 16 Nov. - El proyecto de Ley de Presupuestos andaluces para 2024, dotado con 46.753,3 millones de euros, ha superado este jueves el debate de totalidad ante el Pleno del Parlamento, después de que hayan sido rechazadas, con los votos de PP-A y Vox, las enmiendas a la totalidad presentadas por los tres grupos de izquierda, PSOE-A, Por Andalucía y Mixto-Adelante Andalucía.

Una vez superado el debate de totalidad, el proyecto de ley se remitirá a la Comisión de Economía, Hacienda y Fondos Europeos del Parlamento para su tramitación, y quedarán fijadas la cifra global y la de cada una de sus secciones, cifras que no podrán ya ser alteradas sin acuerdo entre la Cámara y el Consejo de Gobierno. El siguiente paso será la presentación de enmiendas parciales por parte de los grupos parlamentarios.

El Consejo de Gobierno aprobó el 31 de octubre el proyecto de Presupuestos para la comunidad autónoma para 2024, dotado con 46.753,3 millones de euros, y que destina un 62 por ciento a gasto social y un total de 5.809,7 millones para inversiones, un 6,2 por ciento más que en el presente ejercicio, mientras que se contempla una previsión de 53.400 empleos nuevos.

La consejera de Economía, Hacienda y Fondos Europeos, Carolina España, ha defendido en el debate de totalidad que los Presupuestos para 2024 aportan "seguridad, credibilidad, confianza y estabilidad", y ha animado a los grupos parlamentarios a presentar enmiendas parciales para mejorar el texto.

Ha puesto en valor la estabilidad "política, económica e institucional" de la que goza Andalucía, que cuenta con un Gobierno del "diálogo" y que tiende la "mano" a todos los grupos. Les ha pedido que presenten enmiendas parciales para que, entre todos, "configuremos los mejores presupuestos para los andaluces". Ha reconocido que no ha sido fácil elaborar unos presupuestos en un contexto tan complicado en términos económicos y sin la información pertinente del Gobierno central, actualmente en funciones.

El presupuesto para 2024, según ha dicho, consolida la estrategia del Gobierno andaluz, que se apoya en unas "finanzas saneadas", una "gestión rigurosa y eficaz", y una "revolución fiscal que ha llevado a Andalucía a ser la segunda comunidad autónoma con los impuestos más bajos, viniendo de ser una de las comunidades con los impuestos más altos". Ha defendido que el presupuesto nace de "un Gobierno cercano a los ciudadanos, que escucha, y que está pegado a la realidad de la calle".

Ha expresado su "felicidad" por que Andalucía vaya a contar en 2024 con unos presupuestos que representan "progreso", fruto de un Gobierno estable, mientras que ha mostrado "su tristeza" por España tras la investidura de Pedro Sánchez como presidente del Gobierno central, tras un acuerdo con partidos independentistas en el que "no ha primado ni la igualdad ni la solidaridad entre territorios".

En el turno de defensa de las enmiendas a la totalidad presentadas por los grupos de la izquierda, la diputada del PSOE-A Alicia Murillo ha manifestado que el Presupuesto para 2024 "decrece" respecto al de este año, está "dopado", es "restrictivo, provoca contracción económica y ahonda la desigualdad de Andalucía".

Ha añadido que la ley "más importante del año" no supera "la prueba del algodón", porque "no le sirve a los andaluces", y "no soluciona" cuestiones como que haya "casi cuatro millones de andaluces con problemas en el suministro de agua" o que la comunidad esté a la cabeza en tasa de paro.

Por su parte, la portavoz de Por Andalucía, Inmaculada Nieto, ha justificado la enmienda a la totalidad porque el Presupuesto para 2024 "no atiende a la realidad económica de nuestro entorno, no garantiza todo el potencial de ingresos que tenemos, y la ejecución está muy por debajo de lo que necesitan esas políticas" para lamentar aquí que "hay un montón de dinero sin ejecutar".

Ha criticado las "recetas fracasadas" que aparecen en los Presupuestos de 2024, apuntando que la reducción de impuestos a las rentas más altas provoca una "pérdida de recursos" que contribuye a deteriorar los servicios públicos.

El portavoz del Grupo Mixto-Adelante Andalucía, José Ignacio García, ha criticado "unos presupuestos ideológicos" que reflejan proyecto "perjudicial para Andalucía". En relación a la política de gasto e inversión en servicios públicos, ha acusado al Gobierno andaluz de ser "poco ambicioso a la hora de defender los servicios públicos", y ha agregado que cuando esa característica se repite "presupuesto tras presupuesto" lo que se evidencia es que "hay poco interés en defender los servicios públicos".

Para García, el diálogo del Ejecutivo con los grupos políticos de la oposición sobre el Presupuesto "ha brillado por su ausencia".

En el turno de Vox, único partido de la oposición que no ha presentado enmienda a la totalidad, su portavoz, Manuel Gavira, ha mostrado su preocupación por la posibilidad de que el Gobierno andaluz "recupere" el impuesto de patrimonio en la comunidad, y ha reclamado más rebajas de impuestos.

Ha anunciado enmiendas parciales "serias" al proyecto de ley de Presupuestos, aunque ha mostrado sus dudas de que vayan a ser aceptadas por el PP-A en un volumen considerable.

Por su parte, el diputado del PP-A Pablo Venzal ha agradecido al Gobierno andaluz y a los funcionarios que han intervenido en la elaboración de estos Presupuestos un "trabajo bien hecho" que se "basa en la normalidad y en el respeto a la legalidad vigente", algo que "hoy desgraciadamente no pasa" en España, en alusión a lo pactado para la investidura de Pedro Sánchez como presidente del Gobierno entre el PSOE y partidos independentistas.

En cuanto al contenido del Presupuesto de 2024, la Junta ha destacado que se vuelve a batir el récord en inversiones para gasto social (Sanidad, Educación, Servicios Sociales, Empleo y Cultura); apoyo al tejido productivo y las políticas hidráulicas. En este sentido, 62 de cada cien euros del presupuesto se invertirán en servicios públicos. La Consejería de Salud y Consumo acapara el 30,47% del gasto, con 14.246 millones de euros, cifra que representa el 7% del Producto Interior Bruto andaluz. El presupuesto de Salud es un 3% más que el año pasado y un 44,7% mayor que el presupuesto de 2018.

En cuanto a Educación, la Consejería de Desarrollo Educativo y Formación Profesional concentra el 18,9% del gasto, con una dotación de 8.866,2 millones de euros, un 4,1% más que en 2023. Las partidas destinadas a Educación suponen el 5% del PIB andaluz si se incluyen los 1.685 millones contemplados en el modelo de financiación de las universidades públicas.

Por otro lado, la

Tags

Categoría

Andalucía