24h Andalucía.

24h Andalucía.

La UCO señala que los proveedores de UGT-A debían aceptar descuentos para trabajar con el sindicato.

La UCO señala que los proveedores de UGT-A debían aceptar descuentos para trabajar con el sindicato.

Un comandante de la Guardia Civil ha señalado que los descuentos ofrecidos por proveedores a UGT-A no eran comunicados a la Junta de Andalucía, durante el juicio que se lleva a cabo en la Audiencia hispalense contra el ex secretario general del sindicato, Francisco Fernández Sevilla, y otros cuatro antiguos responsables de la organización sindical por presunto fraude de subvenciones y falsedad en documento mercantil.

En esta tercera sesión del juicio, el comandante de la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil, encargado de la investigación, ha comparecido como testigo y ha expresado su percepción de que para ser proveedor de UGT-A era necesario aceptar la exigencia de ofrecer descuentos, sin informar a la Junta de Andalucía, cuyas ayudas financiaban los gastos de la entidad sindical.

En el banquillo de los acusados se encuentran Francisco Fernández Sevilla, el ex vicesecretario de Organización y ex secretario general del sindicato, Federico Fresneda, ex secretaria de Gestión Económica, María Chapín, ex responsable del departamento de Compras de UGT-A, Dolores Sánchez, consejero delegado de la entidad Soralpe I Mas P Asociados S.L., Enrique Goicoechea, y diez personas que actuaron como proveedores de UGT-A a través de las empresas que representaban.

Anteriormente, el juez instructor Juan José Vélez sobreseyó las actuaciones respecto al exsecretario general del sindicato Manuel Pastrana y otras siete personas debido a su situación de incapacidad.

Según el Juzgado de Instrucción número nueve, entre 2009 y 2013 se llevaron a cabo procedimientos concertados entre los responsables de UGT-A y ciertos proveedores para financiar las actividades del sindicato, utilizando subvenciones públicas para fines distintos a los establecidos, que eran acciones formativas para personal ocupado y desocupado. El juez instructor ha calculado que la cantidad defraudada asciende a 40.750.047,74 euros.

El comandante de la Guardia Civil ha afirmado que las empresas proveedoras de UGT Andalucía ofrecían descuentos al sindicato por determinados volúmenes de compra durante periodos específicos, pero dichos descuentos no eran informados a la Junta de Andalucía, a pesar de que debían ser reflejados documentalmente en los informes de justificación de las subvenciones.

En su comparecencia de este miércoles, el comandante de la UCO ha reiterado el tema de los descuentos, afirmando que para ser proveedor de UGT-A era necesario aceptar las exigencias del sindicato en cuanto a descuentos de aproximadamente el diez por ciento en los precios de los servicios y productos. Sin embargo, estos descuentos no eran comunicados a la Junta de Andalucía, a pesar de que UGT-A debía informar de ellos en los expedientes de justificación de las subvenciones recibidas.