24h Andalucía.

24h Andalucía.

Los colegios concertados en Andalucía cobran cuotas superiores a lo permitido, revela estudio de Esade.

Los colegios concertados en Andalucía cobran cuotas superiores a lo permitido, revela estudio de Esade.

El informe elaborado por Esade revela que el 60% de los centros educativos concertados en Andalucía imponen una cuota media de 453 euros a las familias, según el estudio 'El coste de acceso a la escuela concertada en España: las cuotas que pagan las familias y sus causas'. En el ámbito nacional, el 90% de los centros concertados grandes cobran cuotas, mientras que en los medianos y pequeños la proporción disminuye a entre el 60% y el 70%.

La investigación de Esade señala que, a pesar de que el cobro de cuotas en los centros concertados es teóricamente ilegal, es una práctica habitual. Además, destaca que la escuela concertada, en comparación con la pública, tiene una menor proporción de estudiantes de bajos ingresos y origen migrante, lo cual perjudica la igualdad de oportunidades y la equidad en el sistema educativo.

Según el informe, en España no existe una gratuidad universal para acceder a la escuela concertada debido al sistema de financiación y a una regulación menos estricta en comparación con la escuela pública. Esto incentiva el cobro de cuotas, que, a pesar de ser ilegales en teoría, son comunes en la práctica.

El estudio revela que entre un 81% y un 95% de los estudiantes pagan cuotas, dependiendo de la etapa educativa. La cuota media anual por alumno oscila entre 680 y 860 euros, lo que conlleva un gasto total de entre 947 y 1.186 millones de euros para las etapas de Infantil, Primaria y ESO.

En cuanto a las diferencias de pago de cuotas por nivel de ingresos de las familias, el informe destaca que aquellas con menores recursos pagan un promedio de 310 euros al año, mientras que las familias más adineradas abonan más de 1.000 euros en cuotas.

En términos regionales, Cataluña, Madrid y el País Vasco concentran el 70% de las cuotas totales, siendo Andalucía la comunidad con un porcentaje menor de familias que pagan cuotas al acceder a centros concertados.

El estudio también analiza las razones por las cuales los centros educativos concertados cobran cuotas, identificando situaciones de infrafinanciación, necesidades de financiamiento para gastos no concertados y diferenciación o beneficio económico.

En resumen, el informe pone de manifiesto las desigualdades en el sistema educativo relacionadas con el acceso a la escuela concertada y el impacto del cobro de cuotas en la equidad del sistema, destacando que aún queda camino por recorrer para lograr una mayor igualdad de oportunidades en la educación.