24h Andalucía.

24h Andalucía.

La madre del profesor británico condenado por abusos en Almería es absuelta por falta de pruebas de presiones hacia la víctima.

La madre del profesor británico condenado por abusos en Almería es absuelta por falta de pruebas de presiones hacia la víctima.

En Almería, el Juzgado de lo Penal número 3 ha absuelto a P.H., la madre del profesor británico condenado por abusos sexuales, de un delito de obstrucción a la justicia. La juez Marta Inés Sierra destacó la falta de persistencia en la declaración de la denunciante y la ausencia de pruebas de mensajes intimidatorios enviados por la acusada.

La madre de la menor, quien denunció los hechos, no se presentó en el juicio. Se pone en duda la veracidad de la retractación de la carta exculpatoria de la menor, que comprometió su credibilidad en el caso principal por abusos sexuales contra C.T.

La juez condenó a la acusación particular a pagar las costas del juicio al considerar que la denuncia contra P.H. tuvo un carácter instrumental para asegurar la credibilidad del testimonio de la denunciante en el caso principal por abusos sexuales.

La Fiscalía pedía para la madre del profesor un año y tres meses de prisión, mientras que la acusación particular elevaba su petición a dos años y seis meses. C.T. acumula 15 años de prisión por abusos hacia una alumna y una prima de esta.

La madre de la menor denunció los abusos y trasladó a su hija a Alemania para protegerla. La acusada intervino al considerar que la menor estaba siendo hostigada por su familia y se mantuvo en contacto con ella a través de correo electrónico y Whatsapp.

La menor remitió una carta expresando su afecto por el acusado y mencionando presiones de sus familiares respecto a la denuncia. La madre de la menor desconocía la existencia de la carta hasta que interpuso una denuncia por posible obstrucción.

En declaraciones posteriores, la menor negó haber sido intimidada para escribir la carta. La sentencia de la Audiencia Provincial de Almería destacó la persistencia de la versión incriminatoria de la víctima, a pesar de la retractación en la carta y un video que aparecieron durante el proceso.