24h Andalucía.

24h Andalucía.

Posible sanción de 45.000 euros para el turista que dañó la Mezquita de Córdoba con un dron.

Posible sanción de 45.000 euros para el turista que dañó la Mezquita de Córdoba con un dron.

CÓRDOBA, 2 Oct.

El Patio de los Naranjos de la Mezquita-Catedral de Córdoba, declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco, podría sufrir las consecuencias del irresponsable acto de un turista. El pasado jueves, el individuo voló sin permiso un dron y accidentalmente lo estrelló contra la torre campanario del monumento.

La Agencia Estatal de Seguridad Aérea (AESA), dependiente del Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana (Mitma), ha confirmado que se está considerando sancionar al turista con una multa que podría ascender hasta los 45.000 euros. La propuesta de sanción administrativa ha sido realizada por la Policía Nacional, que logró identificar al turista poco después del incidente. Afortunadamente, el choque del dron no causó daños personales ni materiales de importancia.

Según lo estipulado en el artículo 55 de la Ley 21/2003, de 7 de julio, de Seguridad Aérea, la sanción impuesta al turista puede variar desde los 60 hasta los 45.000 euros.

Las autoridades informaron que el turista, en el momento del accidente, aseguró desconocer que volar un dron en esa área estaba prohibido, ya que se trata de una zona restringida para dichas actividades. El vuelo de drones sobre personas requiere de permisos especiales, al igual que en cualquier otra área de la ciudad. Es por esta razón que la Policía Nacional propuso la sanción administrativa ante AESA.

Los hechos ocurrieron alrededor de las 9:30 horas del jueves pasado, cuando el turista volaba un pequeño dron dentro del Patio de los Naranjos del conjunto monumental. Lamentablemente, debido a una maniobra inadecuada, el dron chocó con la torre campanario.

El dron cayó al suelo en el interior del Patio de los Naranjos sin causar daños materiales significativos ni heridas a ninguna persona. Un vigilante de seguridad del monumento encontró el dron control remoto y notificó el incidente a la Policía Nacional, que logró identificar al turista y propuso la sanción administrativa a AESA.